A los Tigres avileños no les gusta la compañía

El equipo de Ciego de Ávila derrotó hoy como visitador al conjunto de Guantánamo, por 6-5, y se quedó solo en la cima de la LVIII Serie Nacional de Béisbol, que este lunes dejará caer las cortinas de su tercera subserie.
En el estadio Nguyen Van Troi, los Tigres del mentor Roger Machado consiguieron su sexta victoria con apenas dos derrotas, y ya les hacen saber a sus rivales que vienen en busca de recuperar su ubicación en la fase de play off, que les fue esquiva la pasada campaña.
Mientras, Santiago de Cuba logró su primer triunfo como anfitrión en el estadio Guillermón Moncada, al superar 7-6 a Villa Clara.
Nuestro equipo es muy joven y, en ocasiones, se ha mostrado ansioso y desesperado en los turnos al bate. Pero en la medida que vaya avanzando la serie, ellos se irán adaptando y las cosas saldrán mucho mejor, comentó a la TV cubana el mentor de las Avispas, Eriberto Rosabal.
Además, el conjunto de Camagüey derrotó 6-3 al monarca exponente Granma e Isla de la Juventud se impuso por segundo día consecutivo a Pinar del Río, con cerrado pizarrón de 2-1.
En otros resultados, y sin la posibilidad de detallarlos por la desactualización que muestra el sitio web del béisbol cubano, Sancti Spíritus venció nuevamente al alicaído cuadro de Matanzas, tercer lugar de la pasada campaña, en esta ocasión con marcador de 10-6, y Artemisa fue superior a Mayabeque (11-9).
Sin duda, la noticia de la jornada fue el primer triunfo de la justa para el conjunto de Holguín, que derrotó 4-3 a Las Tunas, subcampeón nacional. Los nororientales habían signado siete descalabros consecutivos.
La lluvia impidió el desarrollo del partido Industriales-Cienfuegos, en el estadio Latinoamericano. Si el tiempo lo permite, este lunes disputarán un doble juego.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *