Balance de la educación avileña en el 2017

Para fortalecer el sistema educacional avileño trabajaron directivos y docentes de este territorio durante el año 2017. Con perspectivas renovadas para atraer los cambios que, desde hace algún tiempo, exigen las aulas cubanas.

En este lapso se ahondó en la preparación de los docentes, así como en el incentivo de impartir clases que motiven a la creación, a la interpretación, y no a la mera reproducción de fechas históricas y fórmulas.

Durante el pasado período lectivo más de 1400 alumnos se presentaron a las pruebas de ingreso a la educación superior, el mejor porcentaje de aprobados, durante la convocatoria ordinaria, estuvo en Español con un 96,40, seguido de Historia (78,1) y Matemática (60,53). Un número importante de los estudiantes examinados obtuvieron, si se evaluara cualitativamente, notas regulares, por lo que continúa como una tarea pendiente para el sector.

El curso escolar 2017-2018 comenzó con la apertura de 363 centros y la entrada a los mismos de 70 mil estudiantes.

Tras el paso del Huracán Irma en la provincia se afectaron 260 instituciones por derrumbes totales y parciales de techo; hasta la fecha se han recuperado más del 70 por ciento de las edificaciones y en todos los municipios están los recursos necesarios para culminar las reparaciones. En aquellos inmuebles con mayores daños se trazaron alternativas para no interrumpir el proceso de enseñanza.

Ciego de Ávila cuenta a partir de este curso escolar con siete centros en el tercer perfeccionamiento educacional, cuyo principal objetivo es lograr mejoras en los programas curriculares y estrechar los vínculos con la comunidad.

La provincia continúa afectada por el déficit de maestros y por ello se proyectaron estrategias para garantizar que los alumnos reciban las clases, entre ellas se hallan la reincorporación de jubilados del sector, los contratos a estudiantes universitarios y la sobrecarga docente a algunos profesores.

Los trabajadores del gremio educacional continúan labrando para que este, y venideros cursos, dejen el buen sabor de un período lectivo fructífero y de un mañana donde la competencia laboral se multiplique entre los egresados de los diferentes niveles de enseñanza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *