El timón de Guadalupe

Guadalupe Amador Zúñiga 1
Guadalupe Amador Zúñiga

Guadalupe Amador Zúñiga en sus 32 años de vida laboral  siempre  se ha desempeñado en el sector de  transporte automotor. Sus primeros pasos fueron en el poblado de Pedro Ballester, municipio Primero de Enero y  lleva  seis zafras como directora de la Empresa de Transportación y Servicios a la Mecanizacion (TransMec) que  radica en Morón.

Es  una base de  camiones muy importante con un parque de 46 equipos que tienen como principal encargo trasladar hasta el basculador  el grueso de la materia prima  que procesa  el coloso Ciro Redondo, además de ofrecer apoyo temporal a otros ingenios  de la provincia avileña cuando por estrategia se hace preciso.

Camiones modernos en la base de Morón 2
Camiones modernos en la base de Morón

¿Cuál es la clave del éxito que avala el trabajo de Guadalupe en esa base de  camiones, donde predomina la fuerza masculina y el rigor productivo?.

Su respuesta no se hizo esperar: la consagración al trabajo. Refiere que cuando se le asignó esta tarea se detuvo a pensar en la magnitud de la misión que se le encomendaba,  y  fue entonces que sin vacilaciones recordó una expresión del compañero Raúl Castro: “Sí se puede”.

“Aquí se trabaja  todos los días del año y todas las horas del día”,  explica Guadalupe y muestra una especie de cronograma que recoge  el doble turno en el taller y el tráfico de camiones desde los diferentes  lugares hacia el ingenio, con la puntualidad que exige la zafra para que no haya interrupciones en la molienda.

“Ahora  nuestra base adquirió siete  camiones de moderna tecnología capaces de transportar cada uno 60 toneladas de  caña, con un sistema de comunicación que permite que  nuestro Puesto de Dirección obtenga datos precisos acerca del  lugar por donde transitan, si existen roturas y otros elementos, y  así mantener contacto permanente  con la sala de control del central”, precisa la directora.

En estos momentos su atención la dirige  hacia un tiro de caña desde Vertientes hacia el central Primero de Enero,  para un traslado de materia prima  en un trayecto que supera  los 100 kilómetros.

Guadalupe Amador Zúñiga es precisamente, la única mujer que en el país dirige tan complicada  entidad, como lo es la Base de Camiones TRANSMEC de Morón,  un órgano vital en el complejo mundo de la zafra  azucarera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *