Inicia la zafra central Ciro Redondo

A pesar de la humedad de los suelos en Ciego de Ávila, como residuo de las lluvias caídas en los últimos tres meses, los azucareros del Ciro Redondo, arrancaron sus maquinarias para aportar unas 43 000 toneladas de azúcar, pero tendrán que velar de cerca los indicadores de eficiencia, como las materias extrañas, la disciplina tecnológica y un corte bajo las normas establecidas para cada tipo de cosechadora.

Hasta la fecha, la provincia acumula unas 5 000 toneladas de azúcar producida en el central Refinería Ecuador y a finales del presente se incorporarán los ingenios Primero de Enero y Enrique Varona, cuyos colectivos vieron obstaculizada la arrancada por el exceso de humedad en los campos, que impidió la maduración de la gramínea.

www.azcuba.cu

El propósito de Ciego de Ávila es llegar a las 146 000 toneladas de azúcar, cifra inferior a la pasada molienda, pero ajustada a la garantía de la materia prima en los campos, azotados por la sequía a inicios del año pasado, el huracán Irma en el mes de septiembre y luego las intensas lluvias, sobre todo en la zona norte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *