Primero de Mayo en España: “Primero las personas”, Lula y pies fuera de Venezuela

El llamamiento para que tras las elecciones generales el nuevo Parlamento defina políticas que permitan una más justa redistribución de la riqueza y la solidaridad con el pueblo de Venezuela han estado presentes este miércoles en las marchas por el Primero de Mayo en Madrid, donde la manifestación central por el Día Internacional de los Trabajadores partió en horas del mediodía.

Bajo el lema “La lucha continúa, más derechos, más igualdad y más cohesión, primero las personas”, los manifestantes iniciaron una concentración con una duración estimada de entre cuatro y cinco horas. En la capital española, otras marchas de varios sindicatos se celebran durante esta jornada bajo consignas como “Solo hay un camino: dignidad y lucha” y “Luchemos contra el capital. Organízate para vencer”.

En la primera fila de la manifestación central, el secretario general de la Unión General de Trabajadores (UGT), Pepe Álvarez, expresó la solidaridad de los sindicalistas españoles con el pueblo de Venezuela, donde “la asignatura del reparto de la riqueza es cuestión de muchas décadas atrás”, y añadió que “nadie puede meter la mano ni el pie en Venezuela”.

Tres días después de las elecciones generales, el secretario general de la Confederación Sindical de Comisiones Obreras (CCOO), Unai Sordo, ha instado al partido más votado, el PSOE, a trabajar en la línea de “una mayoría progresista” para hacer frente a la desigualdad y la precariedad, y mediante un Gobierno estable. “Eso pasa por una mayoría parlamentaria estable que alcance acuerdos que se cumplan”, dijo.

Para Sordo, las prioridades del nuevo Gobierno han de ser la corrección de “las reformas laborales más agresivas de la democracia”, que han generado “una caída de los salarios y una precarización del empleo”, previa a la elaboración de un nuevo Estatuto de los trabajadores.

También es necesario garantizar el futuro de las pensiones públicas, derogando la reforma de 2013 para no tener que alcanzar “acuerditos puntuales” para revalorizarlas año a año sino aprobando una ley, así como adoptar medidas para aumentar los ingresos de la Seguridad Social.

Para Álvarez, la jornada ha de servir para que haya un “grito unánime” que exija al nuevo Parlamento “un giro de la política hacia las personas”, que promueva un sistema fiscal justo, que recupere recursos para los servicios públicos y que derogue las reformas laborales como paso previo a la negociación de un nuevo Estatuto de los trabajadores.

“En España celebramos un Primero de Mayo lleno de ilusión y esperanza. Tenemos que ser conscientes de que solo votando un día no lo conseguimos todo, hay que trabajarlo durante los 365 días del año”, ha dicho Álvarez.

El líder de UGT ha confiado también en que sea el último Primero de Mayo en el que no falten en las manifestaciones “53 mujeres asesinadas por la violencia machista o casi 700 trabajadores asesinados por la falta de medidas de prevención de riesgos laborales”.

Sordo ha tenido recordado también la situación del líder político brasileño Luiz Inázio Lula da Silva, injustamente encarcelado y privado de presentarse a las elecciones en Brasil para poder promover un cambio en la correlación de fuerzas en esa “ofensiva reaccionaria que también vivimos en Europa”.

En Barcelona, miles de personas han salido a las calles para exigir más derechos y empleos dignos. La manifestación, igualmente convocada por CCOO y UGT de Cataluña bajo el lema “Más derechos, más igualdad, más cohesión. Primero las personas”, ha arrancado pasadas las 11:45 horas desde la plaza Urquinaona y acabará al final de la Via Laietana, donde se realizarán los parlamentos.

(Con información de EFE)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *